MAIALEN CHOURRAUT HACE HISTORIA PARA EL PIRAGÜISMO ESPAÑOL

La palista donostiarra gana la medalla de bronce en la final de K1 Mujer de los JJ.OO. de Londres 2012. Es la primera medalla olímpica de Slalom de Aguas Bravas y la primera medalla en categoría femenina del piragüismo español. Con este resultado el equipo de Slalom regresa de Londres con unos resultados extraordinarios: medalla de bronce para Maialen y diplomas olímpicos para Ander Elosegi 4º en C1 y para Samuel Hernanz 5º en K1.

             El Equipo Español de Slalom formado por los palistas Maialen Chourraut, Ander Elosegi y Samuel Hernanz y por los técnicos Xabier Etxaniz, Xabier Taberna y Anais Bouchet pasa a la historia del piragüismo español con los mejores resultados logrados hasta la fecha en la modalidad olímpica del piragüismo de Aguas Bravas. A la medalla de bronce ganada por Maialen Chourraut en la jornada de clausura del Slalom en los JJ.OO. de Londres 2012, primera del Slalom español en unos juegos olímpicos y primera en categoría femenina del piragüismo español, hay que añadir los dos diplomas cosechados por Ander Elosegi en C1 y por Samuel Hernanz en K1. Es imposible ponerle un reproche a la participación del equipo de slalom que ha brillado con luz propia en Londres 2012, demostrando que se han convertido a base de trabajo y dedicación en una de las grandes potencias del Slalom Olímpico. No es un resultado fruto de la casualidad, es el fruto de muchos años de entrega a una disciplina minoritaria, incluso dentro de un deporte minoritario como el piragüismo. Es el ansiado premio al esfuerzo de muchas personas con nombres y apellidos que han soñado en dignificar al slalom español, es el premio al trabajo de todos y cada uno de los técnicos, palistas y árbitros que con más ilusión que medios han creído en un sueño casi imposible para un deporte con poco más de 300 licencias federativas de deportistas. Tres palistas clasificados para unos JJ.OO. y tres técnicos que representan a un deporte espectacular pero residual en el panorama deportivo español y que consigue en unos JJ.OO. una medalla y dos diplomas olímpicos. Quiero pero no debo mencionar a nadie en concreto, porque siempre se me quedaría alguien olvidado, pero hay una veintena de nombres, además de los miembros del equipo actual, que están en la cabeza de todos los que vivimos con pasión este deporte y los que tienen gran parte de culpa en lo conseguido y sin los que es difícil imaginar este deporte en España. Su dedicación, su pasión por el slalom, su trabajo en silencio desde hace muchos años han hecho posible lo que se ha conseguido. Pero también es el momento de recordar al resto de la familia del slalom español  y del piragüismo en general que ayer se han emocionado de manera especial.

 

Maialen Chourraut llegaba a estos juegos olímpicos después de completar una temporada inolvidable, con dos medallas de oro en Copa del Mundo en 2012, y después de completar un ciclo olímpico pleno de éxitos. Pero en slalom, “Esto es Slalom” como suele decir Maialen, esto no sirve de mucho. El primer paso era lograr la clasificación para semifinales y ella fue la mejor en las series de clasificación. En la jornada de ayer volvía a demostrar que es una deportista fuera de serie y lograba el pase a la final con un crono de 108.34, el segundo mejor de las 15 candidatas, sólo superada por la polaca Pacierpnik (107.79) y por delante de la francesa Emilie Fer (109.73) la eslovaca Dukatova y la austriaca Kuhnle. Maialen “La semifinal la he cogido con muchísima tranquilidad, la he bajado bien  controlando en todo momento la piragua y  el único  miedo que tenía era la posibilidad de no entrar en la final”.

En la final la Campeona del Mundo Júnior, la australiana Jessica Fox de tan sólo 18 años y 8ª en semifinales, sorprendía a todos con una manga excepcional marcando un crono de 106.51. Un registro que muchas de las favoritas fueron incapaces de superar como la austriaca Kuhnle 8ª, la eslovaca Dukatova 6ª, la alemana Schornberg 5ª o la checa Hilgertova 4ª. Sólo una de las favoritas, la francesa Emilie Fer, superaba al joven talento australiano con un crono de 105.90, situándose en primera posición con sólo dos palistas por competir: la española Chourraut y la polaca Pacierpnik. La palista del Atlético San Sebastián realizaba de nuevo una manga sin errores pero con un crono de 106.78, casi dos segundos mejor que el de semifinales, pero que la situaba en tercera posición por detrás de la australiana y la francesa, y con la polaca aun por competir. “En la final he ido a por todas, la situación estaba muy difícil,  hacia viento y las chicas han hecho cronos formidables y era muy difícil batirlas”.  Maialen se situaba en tercera posición  a menos de un segundo de la francesa Fer y a poco más de 3 décimas de la australiana Fox “Cuando llegué a la meta sólo he pensado que pena, se me ha escapado la medalla de oro”. Con la emoción y la presión de los 12.000 espectadores que abarrotaban las gradas de Lee Valley empezaba su manga final la polaca Pacierpnik “Sabia que la polaca tendría muy difícil batir mi tiempo porque estaba a nada de las primeras” y  la palista donostiarra no se equivocó la presión pudo con la  joven palista polaca de 23 años  que cometió demasiados errores y se vio relegada al 7º puesto con un crono de 115.08. Llegaba por fin 25 años después de que se dieran las primeras paladas del slalom español la tan ansiada medalla olímpica para España. “Parecía que no iba a llegar nunca. Se la dedico a toda la familia del Slalom, sin duda. No es una medalla mía es una medalla del equipo de Slalom”.

Maialen Chourraut aspiraba a la medalla de oro pero ella conoce bien este deporte y sabe lo difícil que es ganar una medalla “Estoy muy contenta, es lo que necesitábamos. Siempre se puede mejorar pero el slalom es así. No pierdo el tiempo en lamentaciones. Lo he hecho lo mejor que he podido y ha salido esto y estoy muy contenta. No sé si es el momento más feliz de mi vida deportiva  pero estoy muy contenta. Este resultado y los dos diplomas de mis compañeros son la  demostración de que somos  un grupo fuerte,  que hemos trabajado muy duramente muchos años y que hay que seguir manteniéndolo”. La 4ª posición fue para la checa Hilgertova (109.16) tres veces Campeona del Mundo y dos veces Campeona Olímpica en Atlanta 1996 y Sydney 2000, la 5ª plaza para la alemana Schornberg (110.97) Campeona del Mundo en 2009,  y la 6ª plaza para la eslovaca Dukatova (111.60) Campeona del Mundo en 2006 y de Europa en 2010 y vigente subcampeona del Mundo y de Europa.